miércoles, 23 de enero de 2013

Banderis mundi. El mundo de las banderas


Hoy, después de meses en mi letargo agrípnio, me despertando pensando en banderas. Un frenesí de colores y escudos han fluido mediante explosiones, a nivel picométrico. entre mis neuronas. En un primer momento recordé mis mapas de geografía en nuestra clase con paredes de bambú adornadas con piel de oso arriba del monte Anapurna, donde habíamos de colocar cada bandera con imán a su correspondiente territorio. Los mapas políticos me chiflaban, nombres de países y sus capitales con sus banderas a cual mas penetrante.